martes, octubre 23, 2007

El tragafuegos.

- Es un acto espectacular, ¿no crees?
- ¿Qué?
- El tragafuegos, míralo. Es increíble, no requiere más que líquido flamable para hacer un buen espectáculo...
- ¿Así te parece?...
- ¿No lo ves?
- Es sólo un vago…



El semáforo cambia a verde, la calle parece estar desierta, ya son más de las diez de la noche y van camino a casa. Él se mantiene en silencio, no estuvo de acuerdo con lo dicho por Aquel; por otro lado Aquel disimula su enfado con una sonrisa forzada pues lleva días molesto con Él. Vuelven a estar frente a un semáforo, el último antes de llegar a casa, la situación es la misma: ellos en silencio, las luces rojas del semáforo y un tragafuegos en pleno acto. Él fija su mirada nuevamente en el tragafuegos y ahora no hace ningún comentario, piensa para si: “¿cómo será la vida de un tragafuegos?, mejor que la mía supongo. Ya estoy cansado, Aquel no me entiende y seguro lo nuestro es tema terminado. Nunca pedí hiciera promesas que no pretendía cumplir. Si pedí algo fue compañía, aceptación. Se lo dije el día que nos conocimos, quiero al que en mis días mas oscuros aun esté a mi lado; solo quería una persona que me quisiera por como soy, bueno y malo. Era algo sencillo. ¿O será que las cosas sencillas son mas difíciles de darlas?, si pudiera cambiaria mi vida por la del tragafuegos”.

El cambio de luces le concede el avance, distraído por la mirada penetrante y transparente en el rostro del tragafuegos no percibe que un automóvil viene a toda velocidad. El impacto de los autos provoca la muerte inmediata a los pasajeros de ambos vehículos. Acuden a la escena las ambulancias y bomberos, Él se da cuenta de que suben los cuerpos que se encontraban en los autos pero ninguno es el suyo. Siente un escalofrío acompañado por el empujón de un bombero. Los autos a punto estallar debido al derrame del líquido flamable del tragafuegos. Él, despacio, se acerca a la ambulancia y puede ver un cuerpo usando sus ropas, el rostro le es familiar. Es el rostro del tragafuegos.

8 comentarios:

Vanto Y Vanchi dijo...

Yo recuerdo una vez que tuve que esperar a alguien en la calle, frente a un semáforo, donde estaban varios tragafuegos. No me asombró tanto su capacidad de tragar fuego, sino su inmensa humanidad y la curiosidad que desprenden.

Yeah, they were cute-


besos!

Diego dijo...

aaaaah, se murio el tragafuegos :(.
A mi si, me deja pensando.. "¿O será que las cosas sencillas son mas difíciles de darlas?", que tu pareja de plano no te entienda... y si ya no te entiende es que ya no hay amor,(o nunca lo hubo) y ese quedo el capricho de estar juntos.. vivir con un capricho asi?, sin que te entiendan, sin que te amen, de apreciar el trabajo y pensar sobre la vida del tragafuegos..

que bueno que se murieron.. por que desde un inicio ya estban muertos..

p.D: ami si me llama mucho la atencion, del tragafuegos, es como, aventar tus pecados, todo lo malo, hacia el aire, y por algo divino, se queman todos tus males... que padre seria asi, yo me gastaria litros y litros de gasolina.. jejejeje

Saludos y abrazos!

Nanny-Ogg dijo...

Una historia inquietante. No creo que fuera ese exactamente su deseo pero es lo que obtuvo.

Me ha encantado.

Besos

Morgan dijo...

opsss, esa historia si que esra relamente que me llega a lo mas profundo.....


muy chida

besos mordelones

CresceNet dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Anónimo dijo...

visitando...



salu2.

Diego dijo...

Que tenga, buen finde semana.. que disfrute sus noches!!

o_o!

ManuelKawamaS dijo...

chale, ke triste-de morrito me gustaba ver a los tragafuegos y despu´pes me di kuenta ke nomas se chingan la garganta y cuerdas vocales kon gasolina :(